Por qué el Esequibo es de Venezuela y no de Guyana | 2021

El Esequibo es de Venezuela y no de Guyana, es un vasto y rico territorio selvático que pertenece legítimamente a Venezuela, que han pretendido despojarnos de él y sobre el cual Venezuela ha ejercido su derecho de reclamación ante los sucesivos gobiernos de Guyana tanto como colonia británica y recientemente como república independiente; reclamación legal y vigente refrendada en acuerdos bilaterales y ante las Naciones Unidas que reconocen nuestros derecho de reclamación.

Lo que por muchos años hemos conocido como Zona en Reclamación en los Mapas de Venezuela y que aparece en muchos mapas como parte de la República Cooperativa de Guyana, comprende un área de 160.000 kilómetros cuadrados —un poco menos que nuestro Estado Amazonas— y limita por el norte con el océano Atlántico, por el sur con Brasil, por el este con Guyana —siendo su límite el Río Esequibo— y por el oeste con nuestros estados Delta Amacuro, Bolívar y desde nuestro cerro Roraima con Brasil.

Por otra parte, el Esquibo supone unas tres cuartas partes del territorio que Guyana pretende como propio según el Laudo Arbitral de París de 1899 y Venezuela reclama desde entonces, lo que convierte a este conflicto en la mayor disputa territorial del continente americano y uno de los más longevos.

El Esequibo es de Venezuela y no de Guyana
El Esequibo es de Venezuela y no de Guyana

El estatus actual del Esequibo es que está bajo la custodia de Guyana —por lo que da la impresión que fuera de Guyana y esas son sus pretensiones— según el Acuerdo de Ginebra de 1966, con amplias limitaciones sobre él, suscrito entre el Reino Unido en representación de su colonia Guyana (que lo sustituyó cuando se hizo independiente y refrendó el Acuerdo) y Venezuela, ante las Naciones Unidas.

Dado que el Esequibo es de Venezuela y no de Guyana todos los venezolanos, los habitantes del Esequibo, todos los guyaneses y la comunidad internacional debemos indagar en la historia de esta disputa y reclamación para que la luz nos prevenga de la oscuridad. Basta leer un poco los argumentos por los cuales se pretende despojar a Venezuela para reconocer nuestro legítimo derecho sobre el Esquibo. Argumentos evidentemente débiles e impuestos por la fuerza, ricos en pactos secretos y estratagemas; además de estar teñidos de esa peculiar atmósfera novelesca británica.

Editorial: ivenezuela.travel